Ricotero!

Hoy traigo dos pequeñas recetas a base de ricota (o requesón como se conoce en otras partes del mundo… porque sí, 42 es mundialista).

Empecemos por una preparación que bien puede servir como una entrada, o incluso como un aperitivo.  Liviano, digestible, sabroso y, sobre todo, barato y sencillísimo de preparar.

Espaguetis con ricota a las hierbas, o Spaghetti alla ricotta con le erbe.

Ingredientes para 4 a 6 personas: 300 gramos de ricota; 6 hojas de salvia fresca; 6 hojas de albahaca; 1 cucharada de romero; 1 cucharada de mejorana fresca, o la variedad de menta que prefieras; 350 gramos de espaguetis; sal y pimienta blanca recién molida.

Elaboración: Desgraná la ricota con un tenedor, picá bien finitos todos los yuyos y mezclá todo, o… poné todo en el recipiente de la procesadora y dale gas hasta que quede todo picado/molido/mezclado bien homogéneo.

Cocé los espaguetis en agua hirviendo con sal y escurrilos reservando un poco del agua de cocción.  Pasá los fideos a una fuente caliente, y con el líquido reservado diluí la preparación anterior hasta que quede una consistencia a tu gusto (digamos entre 3 y 6 cucharadas de líquido).

Esa salsa se vierte sobre los espaguetis, se sazonan con un poco de pimienta blanca y se sirve enseguida.

Seguimos con una variante de una receta muy apreciada en esta casa: la pasta Norma, originaria de Catania y creada en honor de Vincenzo Bellini y su ópera.  El uso de ricota en lugar de algún tipo de queso (caciocavallo, feta, mozzarella, etc) tiene sus pros y sus contras, porque el plato queda livianito, pero quizás no tan sabroso.

Penne a la Norma

Ingredientes para 4 personas: dos berenjenas pequeñas en rodajas finas; 150 ml de aceite de oliva; 1 diente de ajo machacado; 350 gramos de tomates en conserva, o 500 ml de passata (un puré espeso hecho con tomates pelados y sin semillas), o el tomate que puedas conseguir; algunas hojas de albahaca desmenuzada; 350 gramos de penne rigate; 100 gramos de ricota salda; sal y pimienta.

Elaboración: Poné la berenjena en un escurridor, por capas y salá cada capa; dejala una media hora o 40 minutos para que sude.   Pasado ese tiempo, enjuagala y secala con un paño de cocina o papel absorvente.  Calentá 6 cucharadas del aceite en una sartén y saltá las berenjenas por tandas, de ambos lados, a fuego medio-fuerte durante 5 a 10 minutos.  Retiralas y dejalas escurriendo sobre papel de cocina.  Reservalas.

Calentá el aceite restante en una cazuela, incorporá el tomate, el ajo y la albahaca y salpimentá.  Rehogá el menjunje a fuego lento durante 20 a 30 minutos, removiendo de vez en cuando.  Pasado ese tiempo podés retirar la sartén del fuego y pasar la mezcla por la trituradora, o dejarlo así como esté, para que se noten los ingredientes.

Cociná los penne en abundante agua con sal y una vez escurridos pasalos a una fuente caliente.  Esparcí la mitad de la ricota rallada, luego la salsa de tomte, luego la berenjena y terminá con el resto de la ricota rallada.  Eso se lleva tal cual está a la mesa, y se sirve sin entreverar.

Listo!

Cocina con alegría y buen provecho!

Anuncios

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s