Fuck yeah! Zeppelin!

Revisando The Queen is not amused…, encontré lo que parece ser el recital completo de 1970 en el Royal Albert Hall.  En él aparece una de las versiones más imponentes de Moby Dick, con un Bonham que la descose durante 14 minutos corridos.  Es decir, el tipo toca prácticamente sin descanso todo el recital, pero Moby Dick es, MEV bendito de mi vida, suya.
Te queremos, John!

Ver y escuchar ese recital me provoca una “respuesta orgánica integral”.  Recuerdo dónde me encontraba, con quién estaba, qué hacía y, sobre todo, en qué estado estaba la primera vez que lo vi.  Nunca lo hubiera imaginado.  Incluso me hace experimentar la misma sublime felicidad que entonces, a fuerza de puro recuerdo.  Es un bicho muy extraño, la memoria.

Junto con el de Seattle de 1977 y el de 1973 en el Madison Square Garden (con Page y sus solos acompañados de Theremin) son los mejores recitales que he visto en mi vida.  Incluso que los que vi en vivo.

Anuncios

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s