Noticia de último momento! El Conejo Bugs ha morto!

Y eso es bueno, porque en 42 lo hicimos a la cazadora! Coniglio alla Cacciatora!

Hacía mucho tiempo que quería probar conejo. La espera se debió, sobre todo, a que en las carnicerías tradicionales no se encuentra… y quién corno vende conejos, de todos modos? En Montevideo hay algunas carnicerías que venden carnes no-tradicionales, pero son pocas y cuando estoy allí, están cerradas. Pero oh, sorpresa, el hijo de una antigua vecina de mamá cría, faena y vende conejos! La pequeñez de esta aldea a veces es algo muy positivo… menos para Bugs.

Asi que bien. Tengo mi precioso conejo de 1900 gramos frente a mí. La prolijidad de la faena es maravillosa. El chaboncito incluso dejó los riñones, el hígado, el corazón y el mondongo. El conejo tiene un hígado enorme para su tamaño. La carcasa tiene la forma de un pequeño cordero, de carne apenas rosada, magra, consistente. Qué hago con él? Conseguí como 30 recetas! Pero me decidí por una de las más tradicionales, la receta de Conejo a la Cazadora. Es sencilla de preparar, con pocos ingredientes y la carne tiene el rol protagónico. Ideal como introducción y para empezar a calibrar su potencial.

También, por lo que he podido averiguar, el conejo es gran amigo de las hierbas aromáticas; el romero, la albahaca, la salvia y el tomillo se llevan a las mil maravillas con esta carne.

La receta original pone un conejo de dos kilos, medio kilo de tomates, con 25 gramos de manteca y 175 ml de vino. Yo lo probé solo en casa, así que las cantidades son menores; perfectas para dos personas de buen comer.

Ingredientes: unos 15 g de manteca, una cebolla pequeña picada, 30 g de jamón crudo picado, dos cuartos traseros de conejo, 75 ml de vino blanco seco (un vasito), un par de ramitas de tomillo, un par de tomates pera bien maduros, pelados, sin semillas y en cubitos, sal y pimienta.

Elaboración: En una cazuela, calentá la manteca y rehogá la cebolla con el jamón unos 5 minutos a fuego suave, removiendo cada tanto. Agregá el conejo, subí el fuego a temperatura media y doralo de manera uniforme, dándole vuelta. Salpimentá, agregá el vino y el tomillo y tapá la cazuela. En cuanto rompa el hervor, bajá un pelito el fuego y cociná unos 20 minutos. A continuación, bajá el fuego al mínimo, agregá el tomate y dejá cocer durante una hora. Si la salsa queda demasiado líquida, podés espesarla con un cucharadita de harina.

Pasá el conejo a una fuente bañado con su salsa. Servilo acompañado de una polenta suave. Esto es lo que dice la receta tradicional de conejo a la cazadora… pero en 42 no somos tan tradicionales.

A la hora de las hierbas, agregué al tomillo dos hojitas de laurel y algunas de salvia… y no hice la polenta. En realidad me embuché un cuarto de conejo con un poco de pan recién sacado del horno… con la idea en mente de que en realidad nadie sale a cazar llevando una bolsa de polenta.

El vino blanco y el tomate le dan un punto ácido, pero la carne es una gloria. Si tenés oportunidad de conseguir conejo, no te la pierdas.

Pero eso no es todo! No te vayas, ya que todavía queda uno de los cuartos de Bugs!

Preparaste la cazuela de coniglio alla cacciatora, te embocaste un cuarto de conejo con un poco de salsa… y queda otro tanto de ambas cosas para el otro día.

No se precisa ser un Sherlock para adivinar el siguiente paso: pasta!

Si recién estás llegando a esta casa, honrada y pastafari que es 42, dejame que te cuente que amo la pasta. Adoro prepararla, cocinarla, combinarla, ensalsarla y ensalzarla. Hay una sutileza, inherente, que hace de este alimento algo único. Hay un arte y un sentimiento detrás de la pasta, que supongo debo agradecer a mi abuelita. El acercamiento de las personas a ella, a la pasta, puede definirse de una de dos maneras: vos podés comer fideos… o preparar pasta. Tan simple como eso. Incluso aunque te guste la pasta, a veces terminás comiendo fideos, si tenés una distracción en el momento menos oportuno.

En fin, pasiones aparte, preparemos pasta! Oh yeah, baby! Linguine!

Como extra a lo que ya tenemos, sólo necesitamos dos cosas: un buen queso curado recién rallado, y un puñadito de albahaca.

Poné una olla con agua y sal a calentar. Mientras tanto, a fuego bien bajo poné a calentar la cazuela con el resto del conejo y su salsa. En cuanto se entibie, con un par de tenedores deshebrá la carne y mezclala bien con la salsa. Si querés, agregá media cucharadita de azúcar para neutralizar un poco la acidez. También podés agregar un pellizco extra de tomillo. Esa cantidad de salsa que parece ridícula, rinde perfectamente para que dos personas coman con ganas. Te lo prometo.

Cuando hierva el agua, echá los linguine y cocinalos hasta que estén casi al dente. No cocidos. No al dente. Antes de eso. Hay una precisión que hace al encanto de la pasta. La necesitás para no comer fideos; porque vos lo que querés, es preparar una pasta que te vuele la cabeza, a fin de que Bugs te de las gracias por haberlo sacrificado. Ese punto, es cuando cortás un linguine y la parte central parece un guioncito, finito como pelo, pero de un milímetro de largo. En ese momento lo sacás del agua y lo mandás de cabeza para la cazuela con la salsa de conejo. En el acto, agregás la albahaca que vas a tener finamente picada a mano. Removés la pasta durante un minuto, o hasta que el guión se reduzca a un puntito, momento en que la pasta está exactamente al dente.

Servila en una fuente caliente, espolvoreá el queso con amor y llevá a la mesa sin tardanza.

Ta’, no me lo agradezcas, no es para tanto. Tomá un pañuelo y sonate. En serio, ya sé que estás muriendo de placer, pero no es necesario que te prosternes, que hay gente mirando.

Dale, andá y no peques más.

Ya.

Cocina con alegría y buen provecho!

Anuncios

2 Respuestas a “Noticia de último momento! El Conejo Bugs ha morto!

  1. conejo! nunca probé.
    (no puedo evitarlo: tengo que decirte que se dice é morto, no ha…)

  2. Es super rico. Si tenés oportunidad, no te lo pierdas. Supongo que, si no en Mdeo, en Valdense deberías poder conseguir 🙂

    Bien por la corrección! 🙂

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s