Travesura

Hoy ordené uno de los estantes pequeños de mi biblioteca.

En el centro, acostado, con el nombre bien visible en el lomo, puse un único libro: La Revolución Imposible, de Lessa.

Luego no pude con el genio y encima le coloqué el Adiós a las Armas, de Hemingway.

Fue más fuerte que yo.

Anuncios

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s