El cielo puede esperar

Parecían haber pasado solo unos segundos desde que había cerrado los ojos cuando me despertó un ruido cristalino: el sonido inconfundible de la risa de un bebé.  El bebé reía, se carcajeaba, hacía gorgoritos de risa y en ocasiones hasta se ahogaba en grititos largos y agudos de alegría extática.  De contrapunto se escuchaba la voz sedante y pausada de la madre, feliz.

Y ahí lo comprendí; porque a veces me da por pensar si habrá algo mal en mí, cuando veo a mis amigos varones felices con sus hijos buscados, o a los conocidos que no los buscaron pero igual se los encontraron; o cuando algún familiar me dice que qué espero, como si fuera algo maravilloso que me estoy perdiendo.  Y allí, en ese ómnibus que en la soledad de la noche me alejaba de una mirada cálida y unos brazos amados, escuchando esa risa pura y fresca como sin duda debe haber sido la primera risa que se escuchó en este mundo, lo comprendí.  Fue casi una epifanía, un revelación clara y meridiana.

Los chillidos alborozados de un bebé… son iguales de molestos y fastidiosos que sus berreos de protesta!

Lo sé porque el pendejo ciclotímico hijo de una gran puta se pasó tres cuartas partes del viaje alternando de los aullidos más iracundos a los chillidos más orgiásticos sin ningún tipo de pudor, mal rayo lo parta.

Ya que sería poco humano taparlos con bolsos en la bodega del bus, no podrán empastillarlos un poco antes de subir?  A los perros, incluso a los pequeños, les hacen eso y no tienen problemas ni secuelas y todos en paz.

Digo, de onda…

 

Anuncios

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s