Un poco de cine y TV

Cine:

Vista: Warcraft
Dictamen: El esperable: basura.  Solo que no podía convencerme.

Vista: Star Trek: Beyond
Dictamen: Nada demasiado destacable.  La premisa inicial es ridícula. La justificación de la acción es ridícula. El final es aún más ridículo, por más que los Beastie Boys queden perfectos en la banda de sonido.

Vista: Blood Father.  Una película de acción “geriátrica”, como les dicen ahora a las pelis con los viejos héroes de acción, con Con Mel Gibson.
Dictamen: Cumple su función: entretenerte por una hora y media, siempre que suspendas momentáneamente el pensamiento crítico.  Nada nuevo bajo el sol en el género. El personaje de Gibson es similar, aunque no mejor, a los desarrollados en Payback, o Get the Gringo, y se echa la peli al hombro, mayormente.

Vi alguna otra peli, pero fueron iguales o incluso más lamentables que Warcraft, y mi inconsciente parece haber bloqueado el horrendo recuerdo de los títulos.

TV:

Empezó la segunda temporada de Mr. Robot y no pude pasar del segundo capítulo.  Demasiado demente por un lado, y  no pude lograr ver un solo atisbo de hilo conductor.  Fragmentada.  Rara.

Empezó la segunda temporada de Lucifer y no me dieron ni ganas de arrancarla. Si alguien sabe qué tal pinta, y tiene ganas, me comenta.

De menos a más, empecé a ver 4 series:

Lethal Weapon: la serie basada en las películas de Arma Mortal. Con el primer capítulo fue más que suficiente.  La mitad del capítulo es más que suficiente.

Aftermath:  una especie de mezcla de todos los males postapocalípticos: desastres naturales, posesiones y semi-zombies.  Nada especialmente genial, pero es con Anne Heche, que me encanta hasta cuando lava los platos.  Nada más que por eso le voy a dar el mes de octubre.  Salvo que sea algo muy genial, no voy a dedicarle a Anne más que ese tiempo.

Westworld: uno de los estrenos más esperados.  Cyborgs y el salvaje oeste.  Una mezcla interesante.  Un elenco gigante.  La factura técnica es muy buena.  Las premisas son más o menos como las de Jurassic Park, pero con mucha más onda.  Parece adivinarse una dirección, pero no es totalmente predecible.  Veremos.  La serie es interesante y pinta con potencial.  La crítica, sin embargo, es malvada. Ya desde el capítulo uno están comparándola con Games of Thrones.  Es como si tu hijo empezara a competir en atletismo y lo compararas con Usain Bolt, una estupidez. Ah, y la banda del final del primer capítulo es con Johnny Cash, que siempre, SIEMPRE es un gran punto a favor.  El final del primer capítulo, ese pequeño cachetazo, es tremendo.  TRE-MEN-DO.

This is Us: dejé esta serie para el final porque es, sencillamente, bella.  Lleva dos capítulos y cada uno es como una pequeña película perfecta.  Diálogos.  Photo.  Música.  Luz.  Guion (qué difícil no escribir guion con tilde!). Todo es perfecto.  Gracias, Gragy, por la recomendación!

Comenta! Comenta, very now!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s